1.
 Mejora tu humor.
Una buena sesión de ejercicio es como un repelente del mal humor, ya que impulsa la producción de químicos en tu cerebro que alivian el estrés y la ansiedad, haciéndote sentir más feliz y relajada. Investigaciones demuestran que sentirás los beneficios aunque estés cansada o desmotivada como para arrastrarte a llegar a tu clase de zumba.

2. Te ayuda a dormir mejor.
Un estudio reciente encontró que un 67 por ciento de las personas que se ejercitan regularmente duermen bien y descansan durante la noche. No importa si lo haces en la mañana, en la tarde o incluso en la noche, es igual de benéfico.

3. Fortalece tu memoria.
Así tengas un examen pronto o una gran presentación en el trabajo, podrías hacer tu ejercicio favorito antes. Un nuevo estudio encontró que una sola sesión de ejercicio aeróbico ocasiona mejores niveles de las hormonas que están asociadas a la buena memoria.

4. Estimula tu creatividad.
Hacer ejercicio puede mejorar tu habilidad de generar nuevas ideas. Nuevos descubrimientos determinaron que las personas que hacen ejercicio regularmente, se sienten más creativos que aquellos que no lo hacen.

5. Puede reducir el riesgo de cáncer.
Qué tanto y qué tipo de ejercicio necesites todavía no se sabe, pero estudios relacionan la actividad física con un menor riesgo de padecer cáncer de seno y endometrio.

6. Recarga tus baterías.
Andar en bicicleta, incluso a un ritmo moderado, 2 ó 3 veces por semana, puede elevar tus niveles de energía hasta en un 20 por ciento, reduciendo la fatiga hasta en un 65 por ciento; una carrera o cualquier otro ejercicio de cardio, también puede evitar que te sientas exhausta. La razón: sudar incrementa tu metabolismo y eleva la producción de dopamina en el cerebro, que te ayuda a sentir menos cansada.

7. Te hace más segura.
Sólo con saber todo lo que puede hacer tu cuerpo físicamente y experimentar tu propio poder y fuerza, le da un subidón a tu autoestima que se refleja en otros aspectos de tu vida.

8. No te enfermarás tan seguido.
Aunque no está muy claro cómo funciona el ejercicio regular para mantenerte sano, sin gripas y otras enfermedades, algunas investigaciones sugieren que ir al gimnasio o hacer algún tipo de actividad física 2 ó 3 veces a la semana, resulta en una mejor habilidad para luchar contra bacterias y virus.

9. Disminuye los cólicos menstruales.
Antes de tomar una pastilla para el dolor, dale una oportunidad al ejercicio. Estudios revelan que ejercitarte aumenta la liberación de endocrinas, que son opioides naturales con capacidad de aliviar la agonía de los dolores menstruales.

10. Harás mejor tu trabajo.
Con razón tantas empresas y escuelas tienen gimnasios. Un estudio encontró que hacer ejercicio regular es igual a mayor productividad en el trabajo.